5 contenidos que debe tener el blog de un ecommerce

Ecommerce

Head of Social Media y formador en Universidades y Escuelas de Negocio. Huye del humo del marketing online y busca el mejor camino para rentabilizar un negocio. Fan del Real Zaragoza y de los videojuegos desde chiquitito.

El blog es una de las partes más importantes de un ecommerce. En él tenemos la oportunidad de convencer a los lectores de que nos compren, además de obtener visibilidad y aumentar la confianza hacia la marca.

El tener un blog de empresa es una herramienta clave parar mejorar la experiencia de nuestros clientes ya que van a poder conocer mejor las características y beneficios de los productos y servicios que estamos ofreciendo en nuestro ecommerce

A continuación, explico los tipos de contenido que debe tener un blog de un ecommerce.

blog ecommerce

Antes de empezar, mencionar que es muy importante tener un calendario para planificar con tiempo la programación que vamos a llevar. De nada vale estar 2 meses muy activos y luego pasarnos 5 meses sin escribir.
La regularidad es clave para poder enganchar al público.

Necesitamos realizar unos contenidos de calidad que nos ayuden a lograr más conversiones y que apoyen la estrategia de posicionamiento web ya que serán una parte fundamental para lograr enlaces de forma natural. Algunos tipos de contenido que pueden servir a tu ecommerce son:

Análisis de productos

Son artículos que tienen un fin diferente a la de la ficha de producto con la que queremos vender directamente. Aquí vas a explicar de forma más detallada, e incluso con tu opinión personal, lo que se va a encontrar el cliente cuando compre. Es un buen sitio para dar ideas sobre sus posibles usos y utilidades para las que puede ser aplicado. El unboxing es una de las técnicas que puedes aplicar y que ayudará mucho al usuario a conocer mejor el producto

Guías y tutoriales

Es un contenido que gusta bastante a la audiencia debido a que son muy útiles. Te dan la posibilidades de posicionarte para términos generales dentro de tu nicho de mercado y de paso “vender” varios de tus productos.
Por ejemplo, si eres una tienda de zapatillas de correr, puedes hacer una guía de cómo elegir la mejor zapatilla según el peso, altura, pisada y número de kilómetros a la semana. Le servirá de referencia al usuario que está buscando información sobre cuál coger y posiblemente se decante por tu tienda antes que otras de la competencia porque habrás aumentando su confianza hacia ti.

Responde a las dudas de los clientes

Tienes un filón muy importante con este contenido. Seguramente te llegarán dudas de clientes con respecto a determinados productos. Cómo usarlos o consumirlos, qué tipo de cuidados necesitan, qué ocurre cuando se estropean… si estas dudas son muy habituales, puedes hacer post que las resuelva. Los comercios que tienen un punto de venta presencial, tienen bastante ganado en este tema ya que conocen de primera mano algunas de estas cuestiones.

[Tweet “Responde a las dudas de los clientes. Uno de los mejores contenidos que puedes tener en tu #blog”]

Promociones y ofertas

El blog es un buen lugar para su difusión. En él puedes hacer un post cada vez que tengas una nueva y así podrás enviar el tráfico desde otras fuentes a esas páginas sin necesidad de crear una landing nueva cada vez que tienes una oferta. Además, se puede “educar” al usuario a que acuda de forma regular al blog para conocer si existe alguna nueva y así aprovechar para fidelizarlo con otros contenidos

Actualidad

Es conveniente no anclarte solo en hablar de ti y de tus productos, si no que también de las novedades del sector. Al fin y al cabo aquel que está siguiendo tu blog tiene interés en el sector y puedes aportarle información que le puede gustar. Eso sí, no te dediques a replicar lo que hacen los grandes medios porque añadirás ningún valor más a lo que todos están escribiendo. Intenta aportar tu granito para diferenciarte del resto. Posiblemente conozcas de primera mano noticias que no son tan conocidas pero que tienen su relevancia.

 

Dependiendo del sector en el que trabajes, podrás realizar en mayor o menor medida este tipo de contenidos. Escucha al usuario y detecta lo que necesita, esa es la principal clave para que tu blog funcione.

Si te ha gustado el post, ¡compártelo por tus redes sociales!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las cookies recogen información en tu navegador web para ofrecerte una mejor experiencia online. Si continúas navegando, estás aceptando su uso. OK | Más info